Cirugía Cuántica
La medicina de la quinta dimensión

En un adelanto de su próxima visita a España Christian Aylwin, su principal exponente, revela las bondades de este método que permite viajar al pasado del paciente, extraer las causas que provocaron su enfermedad, para luego transportar el órgano ya sano al presente.

Así como décadas atrás le fue revelado en sueños cómo canalizar de esta forma la energía, hoy – estimulado de la misma manera- inicia una nueva etapa: la de traspasar sus conocimientos.

Por Rafael Illanes, Periodista

Christian Aylwin está en una nueva etapa. Por años ha estado conociendo y conociéndose, entregando y creciendo, dando permanentemente a luz a un hijo que con cada paciente le están entregando. Ahora este ser, esta energía amorosa necesita a su vez crecer y abrirse al mundo, a todas aquellas personas que estén dispuestas a canalizar desde la quinta dimensión, más allá del tiempo y el espacio.  .El proceso inicial ya terminó.  De alguna manera ya se puede “entender” cómo funciona esto, cómo se mueven las manos, cómo los ojos del corazón pueden mirar y encontrar las causas de la enfermedad y, en último término,  cómo el dedo índice de la mano derecha puede proyectar un haz de energía sanadora.  Así funciona, ésta es la “mecánica”. 

Cientos de personas ya lo han comprobado. A diario enfermos de la más distinta condición acuden a la casa de Christian, ubicada en la localidad chilena de San José de Maipo, entre los contrafuertes cordilleranos de Los Andes. Hasta este lugar emplazado a media hora de Santiago llega gente con cáncer, sida, diabetes, problemas óseos, cardíacos, depresión, adicciones, etc. Para él no hay límites. Desde el punto de vista cuántico no hay nada acotado, sino que múltiples posibilidades.
Se trata de un hombre con un fuerte sentido del humor y una sonrisa permanente. Su cara cambia, sin embargo, apenas comienza a atender a sus pacientes. Allí entra en una suerte de trance. Su mirada se hace más profunda y sus manos inicialmente parecen escanear a la persona. Apenas encuentra lo que busca empieza a sacar y a reparar intensamente. Luego el dedo se mueve desde lo alto para completar el trabajo. ¿Cómo lo hace? A veces ni él mismo lo sabe. Con fe simplemente se deja llevar por aquellas entidades que lo acompañan.
Son las mismas que a través de los sueños un día lo invitaron a dejar su vida tradicional como corredor de seguros para dedicarse de lleno a la sanación. Y las mismas que ahora le plantean el desafío de traspasar lo aprendido para que este hijo se multiplique a través de otras personas. Desde ahora, entonces, la cirugía cuántica se abre camino.

De corredor a sanador

Desde niño Christian Aylwin se dio cuenta que era distinto. En la escuela no pocas veces fue castigado por hacerse pintar con distintos colores por sus compañeros. Sus profesores pensaban que lo hacía para molestarlos, en circunstancia que él –por el contrario y sin ser del todo consciente- estaba practicando cromoterapia. Con los años informalmente, y sin seguir teniendo claridad en torno a una estructura o metodología, siguió ayudando. En paralelo ya de adulto, en el ámbito laboral, logró forjar una exitosa carrera como vendedor y corredor de seguros. Hasta que un día, a través del lenguaje onírico, le dijeron que pusiera en práctica de lleno sus conocimientos y habilidades. Canalizando y confiando. Así, de esta misma forma, fue respondiendo la siguiente entrevista que lo retrata tal cual como es, desde el alma.

¿Cómo te defines ?
Soy un hombre de 59 años, apacible y cariñoso que observa lo que acontece a su alrededor, buscando ser útil en cuanto alguien lo requiera.

¿Quién eres?
Otro más que anda de pasada por este planeta. He sido hijo, nieto, hermano, esposo, pareja, padre y amigo de seres que me han visto cambiar muchas veces, en una constante metamorfosis, adaptándome a las necesidades de mis múltiples roles.

¿Cómo llegaste a esto?
Estoy seguro que se trata de un lamentable error. Siempre he sentido que fui pasado a llevar en mi libre albedrío. Todo empezó como una experiencia paranormal que vivimos en familia, en una noche, creo que de navidad, a mis siete años, aproximadamente. Fue tan brutal el impacto que provocó esta visión que mientras ocurría el fenómeno, que era ver transformarse la luna llena en cruz, en el cielo, yo sentí que estaba mi suerte echada y que no podría sacarme de encima la mochila que ,percibía, me tocaba cargar. Me di cuenta de qué se trataba el asunto.

Específicamente... ¿Cómo ayudas a la gente?

Presto mi cuerpo para que energías y entidades que desconozco, enseñen al paciente como recuperar la salud, recreando órganos y sistemas afectados.

¿Cómo se llama la técnica que utilizas y por qué?



La llamo cirugía cuántica porque me acostumbré a que los medios me llamaran cirujano cuántico. Recuerdo que la primera periodista que me llamó para pedir una entrevista, hace años, me dijo que quería entrevistar al "cirujano cuántico". Me explicó, ante mi asombro, que era cirujano porque aplicaba un bisturí energético con mi dedo índice derecho y cuántico porque podía cambiar lo afectado por lo sano.

¿Qué tipo de problemas son los que se pueden abordar con la "técnica" que utilizas?
Supongo que todos, aunque debo reconocer que algunos son más complicados que otros. Muchas veces he visto llegar pacientes moribundos y a la salida lo han hecho casi por sus propios medios.
Sin embargo, reconozco que hasta hace poco, por ejemplo, la recuperación en pacientes con daño cerebral era casi nula. Hubo, pero esporádicamente, notables excepciones que no me permitirían presentar a la mejoría como algo concurrente.
Estaba consciente, en ese entonces y lo estoy ahora, que en el cerebro y sus cualidades, radican gran parte del poderío de la autosanación.
Al estar dañado o necrosadas algunas de sus áreas, aún con la cirugía cuántica, el proceso de reparación externa de esas redes neuronales era muy lento, casi imperceptible. Pero hoy eso ha cambiado y he podido observar como las recuperaciones son más rápidas, cuando son posibles.

¿Que ayuda efectiva puedes dar en casos de enfermedades más complejas como un cáncer o el sida?

Todo lo necesario. Desde eliminar rápidamente el dolor extremo hasta reemplazar el área afectada, inclusive con metástasis, eliminando el exceso de químicos o de radiación en la sangre y recuperando funciones biológicas de órganos y glándulas necesarias para revertir la descompensación del metabolismo.


En definitiva. ¿Hay algún tipo de límites en relación a las cosas que puedes abordar?
En el transcurso de tantas décadas de trabajo, inicialmente en hermetismo, con la sanación cuántica a distancia y posteriormente en servicio, abierto a la comunidad con la cirugía cuántica presencial, debo reconocer que cuando he dudado de los posibles resultados, han sido los mismos pacientes quienes se han encargado de dejarme boquiabierto con sus resultados inmediatos ... y se los he hecho saber. La respuesta es no. No hay límites.

Desde el punto de vista psicológico y psiquiátrico. ¿Qué tipo de apoyo puedes dar a personas con algún tipo de trastorno?
Con la cirugía cuántica se ha logrado ayudar a recuperar el control psicológico, psíquico, neuromotor y espiritual de pacientes desahuciados por la ciencia médica, extrayendo de todo, hasta entidades oscuras, en exorcismo espontáneo. No han quedado secuelas.
Debo reconocer que para el terapeuta no es agradable tener que improvisar ante entidades oscuras, pero a veces es necesario y cuando se requiere, siempre estás asistido y protegido por entidades poderosísimas…La salud y el bienestar del paciente están en juego

¿Y en el caso del alcoholismo o la drogadicción?
Como en las demás terapias hay que buscar la causa lo que lo provocó.
Esta puede ser una causa interna, como diseño de rol prenatal, trauma postnatal, o en vidas pasadas y también puede ser por ataque externo, como venganza, usando magia negra.
Quisiera referirme específicamente a las vidas pasadas.
Varias veces me he encontrado con causas de alcoholismo actual por roles anteriores. Como curandero, sanador o chamán, ingerían permanentemente alcohol y drogas, necesarias para alcanzar los estados alterados de conciencia que permitían contactarse con los espíritus, recibiendo órdenes y poderío, que provocaban mejoría en los enfermos.
Visitando y extrayendo esos recuerdos, la dependencia desaparece, siempre y cuando sea solamente ésta la causa.
Son sólo fragmentos del pasado, que contaminan el presente.

En definitiva, ¿Qué tan falible o infalible es lo que haces?
Depende de la posición del paciente. La recuperación es directamente proporcional al interés de éste por restablecer la salud.
Se han detectado situaciones en que al paciente no le ha "convenido" conservar la salud, aunque así lo haya experimentado en la hora de terapia.
No hay que olvidar que se siente muy grato tener a todos pendiente de uno, sirviéndote, atendiéndote y hasta también eximiéndote de responsabilidades como el salir a buscar trabajo, porque estás "enfermo", o "imposibilitado". Esto es más común de lo que se cree. Es como lo que ocurre con los estudiantes eternos que vagan entre muchas carreras universitarias... y nunca ejercen.
Si nos referimos a índices generales de recuperación, calculo que el promedio de la inmediata es de alrededor de un ochenta por ciento. En el veinte por ciento restante pasa de todo, desde los que se han recuperado en una segunda entrevista, hasta aquellos que han podido minimizar y hasta eliminar sus dolores, logrando una partida apacible.

¿Hay algún tipo de contradicción para la cirugía cuántica?

La cirugía cuántica nunca ha sido contraindicada por ser inocua y no invasiva. Es perfectamente compatible con la medicina y tratamientos alopáticos, reforzando notoriamente sus resultados.
Gente que ha llegado en pésimas condiciones, inmediatamente después de una quimio o una radioterapia, se ha recuperado rápidamente al realizársele una transfusión y limpieza energética a la sangre, extrayéndosele el exceso de químicos, o de radiación, al organismo del paciente.

Desde el punto de vista de tu madurez como terapeuta ¿ en que etapa dirías te encuentras?
Todas las terapias son distintas. Gracias a Dios, siempre me siendo sorprendido, como un niño, con los resultados obtenidos por los pacientes. Agradezco y aprecio que la capacidad de asombro, la misma que enseño a mis pacientes a recuperar para conservar la mejoría, continúe permanentemente jugando conmigo. Esto me hace vivir la plenitud, considerándome siempre un buen aprendiz.

El legado

Christian Aylwin ya tiene algunos discípulos. Pero son pocos y ninguno ejerciendo con dedicación absoluta tal como él lo hace. Su deseo es que esta medicina se expanda, que sus beneficios, no sólo sean conocidos sino que probados y que, en definitiva, alcance un sitial importante. En otras palabras que sea acogida y entregada desde el amor compasivo.

¿A qué obedece este deseo o sensación tuya de querer dejar un legado?
Desde muy niño tuve sueños reveladores que me han guiado en este proceso. En ellos se me ha señalado qué debo hacer; por qué y para qué vine y cuándo y hacia dónde debo dar los siguientes pasos, todo esto con el propósito de cumplir mi rol a cabalidad.
Los tiempos están acotados y mi deber, enseñando, es heredar las técnicas de la cirugía cuántica a los adecuados. La misma energía que me asiste, se encargará de provocar, por "causalidad", lo necesario para que cada uno de ellos y ellas reciban los conocimiento necesarios para activar su memoria de ADN y recordar lo que hacían muchas veces antes, con el fin de continuar enseñando a enseñar. Al recuperar nuestra memoria ancestral volveremos a ser libres en plenitud, con todas nuestras capacidades y potencialidades activadas y preparados para dar la bienvenida a la vibración de la quinta dimensión.

¿Cómo lo vas a hacer?
Siempre he enseñado, en forma particular, a las personas que se han interesado en aprender estas técnicas. El proceso ha sido muy selectivo, por la naturaleza del tema y lento, por la inseguridad de mis alumnos en aplicar los conocimientos adquiridos.
Siempre continuando en mi actividad he esperado las señales que me indicasen el momento adecuado para tener que dar un golpe de timón. Esto ha ocurrido hace un año atrás en que se me ha señalado que debo empezar a viajar para enseñar lo que hago en talleres, charlas, conferencias y seminarios. Ya está todo preparado para el primer trimestre del año próximo. He recibido varias invitaciones de europeos y latinoamericanos que con mucho gusto he aceptado.

Tus dones o capacidades las tienes desde niño y las desarrollaste en tu adultez. ¿Significa esto que sólo pueden aprender cirugía cuántica algunos elegidos o gente con alguna capacidad especial?... ¿Tal vez una suerte de llamados?
Todo lo que enseño lo puede aprender quienquiera, sin excepción. De hecho, normalmente las madres aplican energía psíquica espontáneamente a sus hijos sin darse cuenta, sobre todo en emergencias, logrando bajar la temperatura alta o eliminando inflamaciones y dolores... hasta quitando penitas.
La principal característica para poder aplicar cirugía cuántica es que el cuerpo soporte los altísimos niveles de radiación energética que el proceso requiere y que no son comparables con los de las terapias alternativas conocidas.
Hace tiempo atrás un destacado radiestesista, Joaquín Kaulen, me pidió que le permitiese medir, en unidades Bovi, el rango de energía que mi cuerpo emitía cuando estaba en terapia. Me explicó que lo mas alto había sido medido en la pirámide de Keops y era de 90.000. Para nuestra sorpresa y midiendo en varias sesiones terapias individuales y grupales, me contó que todas marcaban 350.000 y que, por ende, había tenido que confeccionar una plantilla nueva.
La respuesta es que fueron medidas dos tipos de energía diferentes. La primera es en la que nos desenvolvemos cotidianamente y se llama tercera dimensión. En ella el ser humano normalmente "vibra" entre 8.000 a 10.000 bovi.
La segunda es en la cual la cirugía cuántica trabaja y es conocida como quinta dimensión. Quien la aplique debe tener su organismo preparado para soportar irradiar desde 250.000 bovi.
Esto no significa que haya que ser "elegido", o "enviado", o quizás "llamado". No. Todos lo podemos hacer cuando nuestro cuerpo y mente se hayan preparado para recibir cómodamente esta radiación. Lo que sigue es aprender algunas técnicas y ponerse a aplicarlas constantemente. Mientras más terapias haya...más potencia se obtiene.

¿No existe algún peligro de que alguna persona sin algún sustento valórico adecuado pudiera aprender lo que tú haces?
La energía que acompaña al terapeuta es la del amor compasivo absoluto. No te quepa duda de que si alguien deseara hacer mal uso de ella, ésta se encargaría de hacerlo cambiar de actitud, neutralizándolo. Para poder obtener resultados la energía y el canalizador deben "vibrar" en la misma frecuencia de amor y el propósito siempre debe ser altruista.

¿Cómo sientes que va a ser recibida la cirugía cuántica en el futuro?
Espero que de la misma manera en como se la está recibiendo en el presente. Los resultados obtenidos han sorprendido a muchos médicos al revisar los nuevos scanner después de una sesión de cirugía cuántica.
Médicos, terapeutas alternativos, psíquicos, chamanes y sanadores me han honrado con su confianza al pedirme ayuda para ellos o para parientes. He sido considerado e invitado a participar privadamente en clínicas y en hospitales. Actualmente participo en un programa de atención a la comunidad en el Hospital de San José de Maipo. Esto me indica que lo que hago sirve y es un aporte para la salud.
Estoy consciente que también tiene mucho que ver la ética del terapeuta. Se conjugan muchos factores tales como efectividad, trato y seriedad, entre otros otros, que debo ser muy riguroso en observar. Sé que estoy abonando y sembrando, con mucho esfuerzo y paciencia, el futuro de esta medicina distinta...la medicina de la quinta dimensión.

¿Cual es tu gran sueño?
Ahora, mi gran anhelo es poder enseñar esto a todos... en todos lados.

Cronograma de seminarios

1. ¿Cómo y cuándo vas a empezar a enseñar cirugía cuántica?

En Chile, cada mes meses hay al menos un taller para quien desee aprender.
En España, està siendo preparado un seminario en Madrid, para la primer semestre del 2012.
En Colombia, habràn actividades durante este año.

2. ¿Las personas interesadas necesitan algún requisito especial?
No se requiere algún requisito en especial, salvo el de ser íntegro y que quieran hacer el bien. Quien desee aprender tiene que tener claro que el método de cirugía cuántica es desconocido, hasta ahora, por la gran mayoría de la comunidad. Ser reconocido por ésta como un cirujano cuántico no es más que una reacción a los logros obtenidos por la calidad de cada terapia y ésta se obtiene solamente trabajando duro y haciendo servicio... constantemente.

3. ¿Qué tan rápido se puede aprender?
Basta un fin de semana para aprender los conceptos básicos, adecuarse energéticamente y activar la potencia para salir a trabajar el lunes.
Muchas terapeutas que han participado en el curso me han llamado para contarme que sus pacientes han notado inmediatamente un incremento maravilloso en el poderío y efectividad de sus sanaciones. Además es una excelente oportunidad para tener un bello trabajo que genera recursos rápidamente, donde el prestigio derivará de sus resultados, difundiéndose rápidamente.

4. Una vez hecho un curso o seminario ¿Cómo vas a saber qué persona es apta o no para hacer cirugía cuántica?
Todo alumno esta apto para hacer cirugía cuántica cuando "siente" que es así. Ningún profesor puede prejuzgar su capacidad porque puede cometer un gravísimo error de apreciación. Puede salir a trabajar empoderado en su rol de sanador, pero su efectividad dependerá de cuánto se crea capaz de entregar y de su interés por hacerlo. Los conocimientos ya no son necesarios porque la técnica no debe memorizarla sino "sentirla" recordando lo que su memoria de ADN le señale como el método correcto.

5. ¿Las personas que hagan el curso van a tener algún tipo de acreditación especial?
Me han explicado que para las personas es importante tener un diploma o certificado que acredite la participación en el seminario. Siendo así, no tengo problemas en entregar uno, como también incluir su nombre en el listado oficial de alumnos en la página web www.christianaylwin.cl


Cirugía cuántica: Su esencia vista desde la ciencia

1. Hoy se habla mucho de física cuántica. ¿Cómo podrías explicar lo que tú haces desde este enfoque?
La física cuántica postula la existencia de universos paralelos que vibran simultáneamente en múltiples realidades diferentes a la actual. En ellas, el pasado, presente y futuro son lo mismo, es decir, están ocurriendo ahora.
La cirugía cuántica ocupa este método para "viajar" al pasado del paciente. Detectadas las causas que provocaron el daño, se extraen y de ahí se "transporta" el órgano sano que reemplazará el afectado, en el presente. Como el ADN es el mismo, no existe riesgo de rechazo.

2. ¿Qué tipo de cosas que hoy nos parecen inexplicables racionalmente crees que vamos a poder explicar luego desde el punto de vista de la física cuántica?.
La teletransportación, la ubicuidad, la telepatía, el desdoblamiento y sobre todo, la cirugía cuántica.

3. ¿Cómo imaginas estas aplicaciones en el futuro?.
Como temas de ciencia ficción
.

 
Noticias

ACTIVIDADES

Septiembre 2014 - Chile

Punta Arenas y Puerto Natales

Miércoles 10 hasta el
Martes 16 de Septiembre
Atención de pacientes
Lugares de atención por definir
Reserve su turno de atención con
Sra. Eva Zeballos
móvil 96295427


Algarrobo
Sábado 27 y Domingo 28
de Septiembre

Próximo Curso de Cirugía Cuántica
Inscripción de alumnos con
Christian Aylwin móvil 88357433


Octubre 2014 - Chile

Calama
Miércoles 1 hasta el
Lunes 6 de Octubre

Atención de pacientes
Lugar de atención por definir
Reserve su turno de atención con
Christian Aylwin
móvil 88357433

"Se comunica a la comunidad que el pasado 15 de Mayo hemos cambiado de domicilio. Desde esa fecha atiendo, con cita previa, en La Misión 205, Condominio Alcázar de Torres, Algarrobo Alto.

Quienes necesiten contactarme podrán hacerlo únicamente a través de los teléfonos celulares, 88357433 y 84707811, o enviándome un mensaje al E-mail: cirujanocuantico2014@gmail.com o a través de este sitio web y Facebook"

Consultas

Celular: +569 8835 7433
cirujanocuantico2014@gmail.com


Lunes a Viernes:
09:00 a 18:00 horas.

Sábados y Domingos
Excepcionalmente sólo Urgencias

VIDEOS TESTIMONIALES